Irán: Joven Musulmán es Liberado de Prisión Gracias al Poder de la Oración

Una oración cambió la vida de un joven musulmán atrapado por las drogas y el alcohol. A través de una llamada telefónica un pastor oró por él y cambió el rumbo de su vida.

Una de las formas de evangelizar en Irán es a través de las iglesias online. El pastor Kouroush trabaja con los creyentes de forma personal. Todo comenzó con una llamada telefónica. Una madre desesperada por el comportamiento de su hijo, quien vendía todo lo que poseía para comprar drogas. El joven de 21 años incluso golpeaba a su padre. “‘Ya no sé qué hacer, ¿puede hablar con él, por favor?’, dijo por teléfono”.

“Empecé a orar por Payam y le llamé al número que su madre me había dado. No estaba muy ansioso por hablar conmigo. ‘¿Quién eres y por qué me estás llamando?’, fue lo primero que me dijo. Seguí orando por él y llamándolo de vez en cuando para preguntarle cómo estaba. Un día me envió un correo electrónico. ‘Por favor, llámeme. Estoy en problemas’, escribió. Cuando lo llamé, empezó a llorar inmediatamente. ‘¿Qué pasa?’, le pregunté”.

“‘Apuñalé a alguien.Por favor, ore por mí, ruegue a Jesús que me mantenga fuera de la cárcel’, exclamó. Lo escuché y le insté a ir a la policía. Seguí orando por él y tiempo después, otro correo electrónico apareció en mi bandeja de entrada. ‘¡Tus oraciones han funcionado!’, leí. ¡Aleluya! Llamé a Payam y me contó que fue a la comisaría y la persona que apuñaló se puso frente a él diciendo: ‘no sé por qué, pero quiero perdonarte’”.

“Payam había experimentado el poder de la oración, pero aún no era suficiente para su plena transformación. Quiso que no le hablara más de Jesús pero cuando le pregunté por su futuro, si quería seguir viviendo así, respondió: ‘quiero cambiar’. ‘Entonces ve a buscar una Biblia, busca a Jesús. Él es el único que puede cambiarte’, le dije. Entonces, compartí mi testimonio con Payam y noté que causó un gran impacto en su vida.

“Poco después, encontró una Biblia y empezó a leerla. El correo electrónico que recibí en mi bandeja de entrada un poco más tarde me alegró. ‘Quiero entregar mi vida a Jesús’, escribía. Le llamé y oramos juntos. ‘¡Ahora voy a contarles a mis padres sobre mi nueva fe!’, me dijo con entusiasmo. ‘No hace falta, ellos verán por sí mismos cómo Jesús ha cambiado tu vida”, dije”. Por la fe de Payan su madre también se convirtió.

Fuente: ImpactoEvangelistico.net

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s